Una oportunidad para crecer


En la madrugada de hoy, hora española, se ha producido el último Eclipse Solar del año. La energía de este Eclipse nos acompañará durante todo el día, incluso durante los próximos días, pero, además, la cantidad de planetas concentrados en el signo de Capricornio, está emitiendo tanta energía, tan concentrada y tan contundente que no nos podemos mantener indiferentes.


Los Eclipses son maravillosas oportunidades de reseteo, reinicio y renovación. Además, nos dan instrucciones precisas (si sabemos interpretarlas) sobre qué es lo que debemos dejar atrás y aquello hacia lo que debemos encaminarnos. Para entender estas instrucciones es necesario conocer en cuál de los 6 ejes astrológicos se produce el Eclipse. Durante este año, los Eclipses se han producido en el Eje Cáncer-Capricornio, debido a que los Nodos Lunares se encuentran en él. Este Eje, nos habla de nuestra procedencia, nuestra raíz, nuestro origen (Cáncer) y de nuestro propósito, nuestra expresión social y nuestra salida al mundo (Capricornio). Es decir qué es lo que traemos de origen y que es aquello que hemos construido para entregar al mundo.


Este Eclipse nos está ayudando a visualizar aquellos proyectos, o deseos inconscientes, que se encuentran en lo más profundo de nuestra psique, y con los que hemos de comprometernos para construirlos en la realidad. Durante este Eclipse, es muy importante analizar aquellos procesos que ya hemos comenzado a alumbrar y analizarlos para poder cambiarlos o re-orientarlos, según juzguemos necesario.


Los Eclipses son momentos energeticamente muy intensos en los que la Luna, que en astrología asociamos al inconsciente, "tapa" (eclipsa) al Sol, que en astrología asociamos a la conciencia. Es decir, nuestro inconsciente vela nuestra conciencia. Por lo que son momentos donde todo aquello que tenemos en el inconsciente aflora. Si no conocemos nuestra sombra o no tenemos consciencia de ella, saldrá a pasear sin que podamos tomar nota o aprender sobre nuestros procesos internos. Pero si somos conscientes de que esto ocurre y prestamos atención, obtendremos información valiosa y sabremos qué pasos dar.


Además, los Eclipses, que son Lunas Nuevas (o negras) son momentos donde la energía pide que liberemos, soltemos, dejemos atrás algo que nos está impidiendo evolucionar. Puede ser una persona, un objeto, un comportamiento, un pensamiento, etc. Para saber qué tenemos que ver el signo donde ocurre la Luna Nueva. Y, conociendo nuestra carta, responder a esta pregunta: ¿Qué tengo que soltar?.

Pero en el cielo no sólo se está produciendo el Eclipse sino que hay 5 planetas en el signo de Capricornio: el Sol, la Luna, Júpiter, Saturno y Plutón, y un punto: el Nodo Sur. La Luna solo estará dos días y medio, pero el día 29 de este mes se unirá Mercurio y el día 16 de Febrero, Marte. Esto quiere decir que los tránsitos de los próximos meses, para todo el mundo, estarán teñidos de energía Capricorniana.

Como este Eclipse es en Capricornio y los Eclipses suponen un reinicio, es una oportunidad maravillosa para, desde la conciencia, utilizar esta energía a nuestro favor. Lo primero será saber en qué casa o casas tenemos el signo de Capricornio en nuestra carta natal. Sabiendo en que casa tenemos a Capricornio sabremos qué área de nuestra vida está transformándose (Plutón), estructurándose (Saturno), expandiéndose (Júpiter), iluminándose (el Sol) y donde tenemos que revisar nuestro inconsciente (la Luna). Como ejemplo, en mi caso, este tránsito intensifica mi Casa VI, la casa del trabajo diario, de las rutinas, de la salud, ... Así que hace meses que estoy tomando conciencia de mis rutinas diarias y de mi salud, he realizado cambios que están más alineados con la energía presente en el cielo.

Este momento es un tiempo fantástico para reflexionar, meditar y conectar con la esencia de uno mismo, y permitir que surjan pares de nosotros que desconocemos, o que tenemos olvidadas. El objetivo será descubrir qué es lo que tenemos que soltar.


Capricornio es el signo donde buscamos tener éxito, lograr metas, donde nos esforzamos por lo que queremos. También es el signo de la realidad, del mundo material, de la autoexigencia y de la madurez. Así que alguna de estas cosas está pidiendo ser transformada en nuestra vida y algo hemos de soltar. Es importante revisar nuestras metas, cómo vivimos la realidad, si nos exigimos demasiado o demasiado poco, si estamos siendo infantiles o maduros, ....

Este eclipse y la energía de Capricornio, sobre todo, nos piden algo muy capricorniano: responsabilizarnos de nosotros mismos.


Para aprovechar esta energía es muy útil reflexionar sobre nuestra vida, es decir, revisar las vivencias que nos han marcado y tomar nota de ellas. Dentro de la Numerología, existe una técnica llamada Ciclos de Vida, que supone un estudio profundo de la vida del individuo. El primer paso es apuntar todos aquellos eventos que nos han marcado y, después, con ayuda de la numeróloga y aplicando la numerología, revisamos los eventos y observamos aquellos que suponen repeticiones de un evento anterior, porque contienen la misma energía. Para aprovechar las energías de este Eclipse o de estos tránsitos sería muy útil hacer esta terapia de Ciclos de Vida, porque el nivel de profundidad que se conseguiría sería muy útil para el crecimiento personal del individuo. Un paso previo, que todos podemos hacer, es revisar los eventos de nuestra vida y apuntarlos y realizar una revisión posterior, reflexionar sobre la información que hemos encontrado y, desde ahí, responder preguntas vitales como:


¿Estoy donde quería estar?

¿Hay algo que no me he hecho y me gustaría hacer?

¿Me responsabilizo de algo que me supone una limitación?

¿Me estoy limitando?

¿Conseguí las metas que me había propuesto?


Respondiendo a estas preguntas podemos tomar decisiones que se encuentren más alineadas con nuestra evolución.


Por último quiero hacer hincapié en que esta energía del Eclipse puede ser utilizada desde la conciencia con el fin de vivir de forma más alineada con nosotros mismos, de realizar cambios vitales más acordes a quienes somos y de vivir de forma más plena y satisfactoria. Cuando nos alineamos con las energías del cielo nuestra vida fluye de una forma que nos permite disfrutar del camino.


En este tipo de momentos la ayuda de una Astróloga, Taróloga o Numeróloga puede resultar clave para comprender de forma profunda procesos internos que nos están afectando a todos los niveles. El conocimiento que ofrecen cualquiera de estas tres terapias solo es superable por la mezcla de las 3. Si deseas profundizar en esta energía y saber en profundidad cómo te esta afectando no dudes en contactar conmigo.

Myriam Amaro    607 962 435      myriam.amaro.fornos@gmail.com
  • Instagram
  • YouTube
  • SoundCloud - Gris Círculo

Web creada por Myriam Amaro Fornos,

todos los derechos reservados

607 962 435

  • Instagram
  • YouTube Social  Icon
  • Icono Social SoundCloud